Mundo

Los estadounidenses no deben dejarse arrastrar por el enloquecimiento de la izquierda israelí

Por Voz US/Redacción ZoePost.

A quienes dicen estar preservando la democracia israelí pero no hacen más que boicotearla habría que dedicarles una mirada de desprecio.

En las últimas semanas, la airada fijación de la oposición para con el recién elegido Gobierno del primer ministro Netanyahu ha alcanzado tonos histéricos e incluso apocalípticos. Lo cual debería resultar familiar a los estadounidenses, que se han acostumbrado al mismo tipo de discurso febril desde la irrupción de Donald Trump en la escena política.

De hecho, la presidencia del republicano no fue objeto de mera oposición por parte de sus enemigos; fue resistida, con teorías conspiratorias como la de su colusión con Rusia para robarse las elecciones de 2016. En la derecha, muchos están tan desilusionados por los resultados de los de 2020 –y por la forma en que los medios corporativos y las grandes tecnológicas distorsionaron la cobertura y suprimieron informaciones que podrían comprometer a los demócratas— que ya no confían en la integridad del proceso electoral.

El uso de la retórica como arma se ha intensificado hasta tal punto que en las elecciones de mitad de mandato de 2022 los demócratas se afanaron, no sin éxito, en pintar a los republicanos como una “amenaza” para la democracia. Ese empeño estuvo en sintonía con un cambio radical en el discurso político que presenta a los rivales no sólo como equivocados –actitud necesaria en un sistema en el que las partes deben estar dispuestas a perder y ceder el poder cuando son derrotadas– sino como perversos…

Pulse aquí para continuar leyendo en la fuente.

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*